Claudia Introssi: “No se puede reemplazar el vínculo, pero se alcanzan los objetivos”

Claudia Introssi: “No se puede reemplazar el vínculo, pero se alcanzan los objetivos”

Más allá de las dificultades que plantean la falta de experiencia y conectividad de algunos estudiantes, Claudia Introssi, secretaria general del Suteba en Punta Alta, dijo que se ha logrado el objetivo de llegar a los alumnos en estos más de dos meses de actividad con la nueva modalidad de trabajo en el ámbito educativo, planteada a partir de la emergencia sanitaria.

   “Se utilizan distintas herramientas, plataformas, fotocopias, entrega de material en los domicilios y grupos de whatsapp. Los contenidos y tareas llegaron, así como las devoluciones. Por supuesto que no es lo mismo que estar en la escuela, vernos todos los días, haciendo una evaluación directa para saber qué está sucediendo con los contenidos”.

   “Pero es lo que nos tocó hacer en este momento que es garantizar la continuidad pedagógica, sostener el vínculo con los estudiantes, con los mismos docentes, directivos, inspectores. No hemos parado de trabajar. No estuvimos relajados para nada. En realidad realmente se está trabajando mucho más tiempo porque la actividad es diversa y, a veces, no se pueden programar los horarios para lograr la conexión con los estudiantes y las familias”.

   En este sentido, indicó que una de las constantes que se plantean es “vivo conectado” y a eso hay que sumarle “el movimiento familiar dentro de la casa, los hijos en edad escolar, entre otros aspectos”.

   “En líneas generales, creo que es todo un desafío y que estamos a la altura de las circunstancias porque se desarrollan los contenidos y la comunicación logró concretarse. Todo lo realizado, será luego evaluado”, expresó.

   Comentó que muchos docentes, antes de la pandemia, ya estaban aplicando la conectividad. “Los docentes o el bibliotecario cargaba tareas, los chicos trabajaban en el aula digital. Pero ahora pasamos directamente al teletrabajo. No obstante, reitero que el lugar físico, los vínculos, todo lo que te enseña la escuela, con los compañeros y los docentes, es irreemplazable”.

   También sostuvo que “el cierto que la escuela debe adaptarse. En muchos aspectos, estos nuevos desafíos ayudaron y, en otros, nos damos cuenta que el contacto con el otro en la escuela es fundamental”.

  
Material
   Al mismo tiempo se encontraron con la realidad de docentes que no contaban con el material tecnológico como para responder a las nuevas exigencias.

   “Algunos tenían un celular. Y trabajar sólo con eso, leer las tareas y corregir, es corregir. Hay docentes que están pagando datos móviles. Y también hay familias de estudiantes a las que les sucede lo mismo”.

   “En la última reunión de Ctera, pedimos, por ejemplo, regular la carga laboral y la liberación de internet para el trabajo docente y de las familias para que no implique un gasto adicional”.

Vuelta a las aulas
   Introssi afirmó que aún “no nos podemos imaginar qué tipo de escuela vamos a tener. No sabemos qué cantidad de estudiantes vamos a tener en una sección, ni en la escuela. Si serán todos. Si serán sólo aquellos que están a punto de egresar. Esto le venimos hablando desde hace años respecto a los horarios y espacios flexibles y ahora parecen que se van a hacer realidad. La calidad educativa no tiene que ver con un trabajo más cómodo, sino que el docente se puede dedicar a los alumnos. Por eso, entre 20 y 25 estudiantes en un curso es lo ideal. Así se puede hacer un seguimiento”.

   En tal marco, dijo que se tendrá que adaptar toda la vida escolar a la cantidad, los espacios comunes. Vamos observando lo que ocurre en los países que ya volvieron a clases”.

   “También se habla de extender el ciclo lectivo para el próximo año. Los contenidos y aprendizajes prioritarios se recuperan. En el mundo de paró la educación, pero tenemos estrategias para recuperar lo que no se ha visto. De todas formas, todo es una incertidumbre”.

Atención gremial
   Desde que se decretó el aislamiento, el gremio comenzó a trabajar en forma online.

   Todo lo referente a turismo se suspendió ya que los hoteles y las casas de docentes se pusieron a disposición de la emergencia.

   Mientras tanto, los aspectos relacionados con la salud lo administra la secretaria mediante whatsapp. “Esto funciona muy bien. Los afiliados se comunican y desde allí se extienden los bonos para las prácticas, mientras que con las farmacias se llegó a un acuerdo para el descuento del coseguro. No estamos manejando bien”.

   “En cuanto al asesoramiento, lo hacemos con las plataformas y video llamadas, como está haciendo todo el mundo. No tenemos fecha para abrir el gremio. Por ahora vamos a seguir trabajando de esta manera”, dijo.

Fuente: La Nueva