Dos hombres fueron condenados a 19 y 13 años de cárcel por abusar de una nena

Dos hombres fueron condenados a 19 y 13 años de cárcel por abusar de una nena

Dos hombres fueron condenados a penas de 19 y 13 años de cárcel, acusados de abusar sexualmente de una nena en Punta Alta.

   En el juicio llevado adelante por el Tribunal en lo Criminal Nº 3 se probó que la chica fue sometida durante largo tiempo por la pareja de su madre y por un amigo de su familia, a quien la víctima consideraba como “un abuelo”.

   A fines de 2016, la menor, que por entonces tenía 10 años, logró vencer el temor a las amenazas y le contó a su madre lo que estaba sucediendo.

   La sentencia más severa correspondió al padrastro, quien fue hallado culpable de manosear a la pequeña desde mediados de 2015 y hasta diciembre de 2016, en dos domicilios de Punta Alta.

   También la obligaba a realizar diferentes prácticas sexuales y le exhibía películas pornográficas.

   Los episodios sucedían cuando su esposa se encontraba trabajando y el procesado quedaba al cuidado de los dos hijos de su pareja.

   El otro sujeto, retirado de la Armada, fue hallado culpable de someterla desde 2009 y hasta fines de 2016.

   Los ultrajes también ocurrieron en una vivienda de la vecina ciudad y durante viajes que hicieron a San Luis y Sierra de la Ventana, entre otros.

   En ambos casos no se brinda la identidad de los condenados para preservar a la víctima.

   La madre dijo que “después de que habló” su hija tuvo problemas de salud, intentó cortarse un brazo con un vidrio y realizaba dibujos donde se observaban personas llorando o tristes.

   Indicó además que la pequeña cambió la forma de vestir y comenzó a utilizar ropa oscura, negra y larga.

   “Le destruyeron toda su cabeza”, refirió la mujer.

   Los jueces valoraron como prueba la declaración de la menor en Cámara Gesell, de varios familiares y de los psicólogos que evaluaron a la víctima.

   Señalaron como agravantes "la extensión del daño causado, el aprovechamiento de la confianza familiar; y la muy corta edad de la víctima en comparación con la de los imputados".

Fuente: La Nueva