“Mi hija es inocente”, dijo la abuela de la beba fallecida por maltratos

“Mi hija es inocente”, dijo la abuela de la beba fallecida por maltratos

La abuela de la beba que falleció hoy a raíz de los maltratos, dijo que su hija es inocente y reclamó que se haga justicia por su nieta.

   Juana Cruz, quien reside en Salta y en las últimas horas llegó a Bahía Blanca, se presentó en la sede de la fiscalía para tener información sobre la situación legal de su hija María Elena (24), quien se encuentra aprehendida por el fallecimiento de la pequeña.

   "Me avisó mi hija, porque la Armada no me comunicó nada. Apenas me enteré conseguí un boleto para viajar, porque los doctores me dijeron que estaba muy grave. Estoy de pie porque Dios es grande y no me esperaba algo así. Era una bebé que cuidé hasta octubre, cuando mi hija la trajo porque la extrañaba mucho", comentó la mujer, quien además mencionó que su hija se encuentra cursando un embarazo de siete semanas de gestación.

   Precisamente, la joven imputada fue trasladada esta mañana a la sede del Ministerio Público para ser indagada en la causa.

   "Quiero que se haga justicia por mi nietita y pague el culpable. Me cuesta creer que ella (por su hija) pudiera ser responsable de algo así, porque es una mujer que luchó y estudió para darle todo lo mejor a su hija. Con esa esperanza se vino de tan lejos a trabajar".

   Explicó que hace un mes María Elena comenzó a salir con otro efectivo de la Armada.

   "Acá lo conoció y llevó a su casa una niñera para cuidar a la nena. No le dijo que esa mujer era su expareja. La culpan a ella porque es la madre y la llevó al hospital, pero cuando mi hija llegó a su casa ya estaba sin reacción la bebé".

   Dijo que en las últimas horas intentó localizar al hombre, pero no tuvo posibilidad de hallarlo para hablar.

    "Creen en la versión de ese hombre solamente. Están los dos metidos en todo esto [en referencia a la pareja de su hija y la niñera]", agregó.

Griselda, hermana de la acusada, sostuvo que al ingresar a la fiscalía la joven les manifestó su inocencia.

   "Cuando la vimos nos dijo: 'Milagritos ya estaba muerta cuando llegué'. Tenemos mensajes de conocidos que decían que la golpeaban cuando se iba a trabajar y quedaban ellos. Lo que pasa es que estas personas tienen miedo de declarar".

   "Este hombre dijo en la denuncia que la acompañó al hospital. No es así. Mi hermana fue con una amiga", finalizó.

Fuente: La Nueva