Se emitió un instructivo en prevención de la "Gripe A" H1N1

Se emitió un instructivo en prevención de la "Gripe A" H1N1

La Dirección General de Cultura y Educación en conjunto con el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires ha emitido un instructivo de prevención de la gripe A H1N1, en razón de las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud en virtud de las semanas de mayor posibilidad de circulación del virus en el hemisferio sur.

¿Qué es la gripe A H1N1?
La gripe o influenza es una enfermedad que afecta las vías respiratorias y es causado por el virus de la Influenza tipo A H1N1. La tasa de mortalidad por este virus es baja.

Los síntomas son similares a los de la gripe o influenza caracterizada por falta de apetito y tos. Algunos reportan secreciones nasales, dolor de garganta, náuseas, vómitos y diarreas.

Las complicaciones no son más habituales que en la gripe común, pero son más peligrosas en pacientes inmunodeprimidos. Es importante conocer las características de esta enfermedad debido a que la misma es altamente contagiosa y se propaga con celeridad.

¿Cómo educar para prevenir el contagio?

Hay que prevenir para no contraerla y prevenirla.Como toda influenza/gripe, se propaga de persona a persona cuando los infectados tosen o estornudan.

1- Cubrirse la boca y la nariz con un pañuelo descartable al toser y tirar el pañuelo a la basura luego de su uso. Si no se dispone de pañuelo descartable, debe taparse la boca y la nariz al toser y estornudar con el antebrazo o con el hueco del codo diseminan el virus.
2- No tocarse ojos, nariz y la boca. Esta es la manera en que se propagan los gérmenes.
3- Lavarse las manos a menudo con bastante agua y jabón, sobre todo luego de toser y estornudar. Los desinfectantes para manos a son eficaces.
4- Tratar de evitar el contacto cercano con personas enfermas.
5- El que se enferma no debe concurrir al trabajo, escuela o lugares de reunión de personas, debe quedar aislado para limitar el contacto y evitar el contagio a individuos que no han padecido la enfermedad.
6- No compartir alimentos, vasos, cubiertos, cepillo de dientes, etc.
7- Ventilar y permitir la entrada de sol en los hogares, oficinas, escuelas y todo lugar cerrado en donde se reúnan personas.
8- Mantener limpias las me teléfonos u objetos de uso común. Dado que este virus es inactivado con cloro, se recomienda la limpieza con una dilución de lavandina comercial y agua. Ejemplo: para 10 litros de agua, una taza de lavandina. En superficies donde no se pueda emplear cloro usar alcohol etílico al 70 % para su desinfección.
9- Abrigarse y evitar cambios bruscos de temperatura.
10- En caso de presentar un cuadro de fiebre alta de manera repentina, tos, dolor de cabeza,  vómitos y/o diarrea, acudir de inmediato al médico o centro de salud. Cabe recordar que estas medidas de prevención deben sostenerse como prácticas cotidianas, de construcción colectiva del cuidado sirven como prevención de ésta y otras enfermedades infectocontagiosas.

A partir de ello destacamos que estas prácticas preventivas son de responsabilidad social aplicable a todos los ámbitos de vida en relación (hogares, clubes, escuelas, fábricas, talleres, canchas, iglesias, comercios, etc).

Fuente: El Rosalenio